Nuestra Historia

Unsere Geschichte
Almohadas Senseez. Para aliviar los sentidos
Déjeme narrarle la historia de cómo se crearon las almohadas Senseez … Cuando mi hijo tenía 2 años fue diagnosticado con una enfermedad que requería recibir cuidados especiales.
Siendo uno de los problemas de su padecimiento, el no poder quedarse sentado en un solo sitio el tiempo suficientemente para que pudiese comer, leer un cuento o para que pudiese sentarse en un círculo, una terapista ocupacional me recomendó que probara sí lo ayudaba usar una alfombra vibradora. ¡Apenas se la compré, a mi hijo le encantó las sensaciones que emitía la alfombra! Todo fue muy bien con la alfombra vibratoria hasta que llegó el día que deseando llevarlo a un evento de lectura de historietas en nuestra biblioteca local, cuando fui a guardar la alfombra para llevarla con nosotros al evento, me doy cuenta de que aunque la alfombra era útil…también era grande, negra y pesada y que necesitaba ser enchufada para encenderla.
Preocupada de que mi hijo pudiese verse distinto a los demás niños/as o que pudiese sentirse fuera de lugar por estar usando una alfombra tan grande y obvia, decidí investigar para ubicar
en el mercado, una almohada que siendo más pequeña, ligera y portátil, pudiese brindarle a mi hijo, las mismas sensaciones que le daba su otra alfombra. ¡Es así cómo mientras buscaba otras opciones, me doy cuenta de que no existe nada similar en las tiendas! Decidí que debía hacerle algo más pequeño, funcional y práctico para mi hijo. ¡Cosí los primeros prototipos originales en el sótano de nuestro hogar!
¡Fue así es cómo nació la almohada SENSEEZ!
Senseez orgullosamente apoya a diferentes organizaciones que brindan cuidados especiales y a diversas organizaciones infantiles de caridad. En Abril 2013, fuimos invitados para hacer una grabación en el show televisivo “La Guarida del Dragón” (The Dragon’s Den). Actualmente, podemos ser ubicados en diversas tiendas pequeñas, en catálogos educativos, en clínicas y en tiendas en línea alrededor del mundo. La retroalimentación que recibimos es sumamente positiva y la manera cómo se utiliza nuestras almohadas Senseez, son bastante inspiradoras.
¡Estamos encantados de que nuestra almohada ayude a niños/as, padres, maestros y terapistas!